viernes, 15 de noviembre de 2013

¡I SAW HIM STANDING THERE! ¡HE VISTO A OTRO BEATLE!

 Escucha mientras lees


El lunes 11 de noviembre, en las instalaciones del Jockey Club del Perú se presentó en Lima otro de los Beatles sobrevivientes, Ringo Starr acompañado de la All Starr Band.

A diferencia de la visita del Paul McCartney (mayo de 2011), la de Ringo se caracterizó por el hermetismo guardado en cuanto a la hora de su llegada al aeropuerto Jorge Chávez y respecto del hotel en donde se alojaría junto a su banda.

Muchos de los que nos apostamos a las afueras del hotel Miraflores Park Plaza, esperando el arribo del Paul McCartney hace dos años, estábamos seguros que con el baterista de los Beatles se daría un encuentro similar donde saludaría a la gente y que quienes no pudieron comprar una entrada para su concierto al menos se darían el gusto de verlo en persona por unos minutos.

Ni en la prensa, ni en las redes sociales, ni en las páginas web de los diarios o de la emisora radial más grande de éste país (RPP), se dio ningún tipo de información.

Esta fotografía de Ringo alojado en un hotel de la capital,
circuló en la red a partir de las 6 pm. de la tarde del domingo
10 de noviembre. Según una radio capitalina, se habría alojado en
el Hotel Marriot (Miralores) junto con el resto de la banda
La mañana del domingo 10 de noviembre algunos beatlemaníacos tímidamente paseaban por las inmediaciones del Miraflores Park Plaza (ubicado en el distrito de Miraflores - Lima) creyendo que dicho hotel nuevamente alojaría a un beatle. Con mi esposa Luzmila llegamos cerca de la una de la tarde luego de recorrer un par de kilómetros en bicicleta desde nuestro hogar. Pude reconocer a quienes como ella y como yo compartimos un culto por la banda más popular de todos los tiempos. Reconocer a un beatlemaníaco es fácil aun cuando no lleve puesto un polo (playera, franela o como lo llamen) con la imagen o el nombre del cuarteto. Eran chicos y chicas muy jóvenes, tal vez de la misma edad o uno o dos años mayores que mis hijas. Sentí un poquito de tristeza de saber que para algunos ese sería, quizás, el único encuentro posible con uno de sus ídolos.

Eso me hizo reflexionar en el hecho que muchas veces los artistas no consideran, aprecian o valoran el cariño de gente que no los vio en su época de mayor apogeo porque en el medio en que la desarrollaron jamás se tuvo en consideración estos lares a efecto de realizar una presentación en algunas de sus giras, pero sobre todo porque entre ese público que los espera ansiosamente hay chicos que no habían nacido siquiera cuando ocupaban los primeros lugares de las listas de éxito. Se bien que en el caso de un beatle, por la historia harto conocida de la banda en menesteres de giras, los contactos con el público les deben resultar, más que tediosos, insufribles y no están dispuestos a repetir la experiencia por toda su existencia; sin embargo, aunque no queremos hacer odiosas comparaciones, debemos decir que McCartney, otro miembro de la misma banda, en su momento se mostró de buen humor y se regaló al público apostado a las afueras del hotel al menos por unos minutos.

Esa misma semana de la llegada de Ringo, se había dado un hecho bochornoso cuando una estrella de la música hispanoamericana  rehusó bajar del auto que lo trasladó del aeropuerto a su hotel por el hecho que vio a un grupo de chicas, fans suyas, esperándolo en los alrededores.

Quizás tenga algo que ver el hecho que las presentaciones en nuestro medio de grandes artistas de la música son finalmente acordadas por sumas que no le dejan a la promotora del espectáculo un margen suficiente ni siquiera para preparar, con los dispositivos de seguridad necesarios, estos breves encuentros entre el artista y su público.

En cuanto lo que les queda para la publicidad, ni hablar.

Publicidad del concierto que se repartía como folletín en
los puntos de venta de entradas
No tengo información del monto que costó traer a Ringo Starr y a la All Starr Band, pero estoy seguro que no se acerca ni a la mitad de lo que costó traer a Paul McCartney, pero jamás vi en algún panel publicitario un cartel anunciando la presentación (en el caso de McCartney al menos hubo algunos por unos cuantos días).

Esto tal vez ayudó a que la llegada de Ringo no cause el mismo entusiasmo y revuelo.

Pero lo que perjudica a este tipo de espectáculos, en un medio como el nuestro (el peruano), que todavía no puede considerarse como una plaza principal de llegada de grandes artistas, es la desinformación, a todo nivel, de lo que se nos ofrece.

Por los comentarios que he podido leer en algunas páginas de la internet, muchos creyeron que lo que Ringo venía hacer era un concierto, donde a manera de recital nos iba a interpretar por dos horas lo mejor de su repertorio, y si estaba de buen ánimo, tal vez, algún espectacular solo de batería (lo que jamás hizo durante la existencia profesional de los Beatles).

Quienes disfrutamos del concierto, porque fue un buen concierto sin duda alguna, sabíamos de antemano de qué iba todo ello, sea porque contamos con vídeos de las presentaciones de la All Starr Band a lo largo de más de veinte años o porque nos íbamos informando de los resultados de sus presentaciones en otros países de América del Sur que formaron parte de esta gira (Brasil, Uruguay, Argentina). Pero lo correcto no es que el eventual asistente se auto informe de lo que pretende ir a ver, sino que la empresa o los auspiciadores del espectáculo sean quienes brinden la información suficiente.

Para dar una idea de cómo se manejó este tema de la información, tenemos el caso de una radio que auspició el evento. Promocionó por más de tres semanas un sorteo de entradas dobles para el concierto, pero nunca hizo un programa especial en el que su público pueda conocer la trayectoria de la All Starr Band  (y la de sus integrantes) y la de Ringo Starr como solista.

Lo único que informó la promotora del espectáculo, más allá de la fecha y lugar de presentación, fue que Ringo Starr no acostumbra a presentarse en grandes auditorios ante una concurrencia desbordante, por lo que la cantidad de entradas que se iba a poner en venta sería limitada. De hecho pensé que los únicos que asistirían serían los mismos que presenciaron el espectáculo de McCartney o los que por algún motivo no pudieron hacerlo (sea para cubrir la faena de ver a los dos únicos beatles sobrevivientes, o al menos a uno de ellos), y en consecuencia el sold out se daría en pocos días. Pero me equivoqué.

Según las informaciones que se dieron, al día siguiente del concierto, asistieron cerca de cinco mil personas. No se vio una gran cantidad de sillas vacías, pero las entradas de precios más accesibles se seguían vendiendo hasta el domingo. Yo las compré cuatro días antes. De seguro, hayan o no visto antes a McCartney, solo un mediano número de fans de los Beatles fue el público interesado. Cabe indicar que la venta de entradas se inició en el mes de agosto.


video
Ringo Starr You Are Mine Richard Page, vídeo publicado el 12 - 11 -13
en Youtube por Frajita Tube.  Ringo Starr tocando el cajón peruano en "You Are Mine". El tema formó parte del álbum Peculiar Life, de Richard Page ex integrante de Mr. Mister. En el disco, el cajón es tocado por el mismo Page. Fue una de los temas que más me gustó de la noche.

En cuanto al concierto y el local del mismo, las instalaciones del Jockey Club resultaron cómodas. El escenario fue montado al aire libre en una explanada de piso de grama colindante al hipódromo. Todas las entradas estaban numeradas, esto es, no hubo locaciones stand up; todas eran con sillas, correctamente posicionadas según la zona. Se habilitaron dos puertas de accesos para quienes llegaban en auto. En la puerta de acceso principal no hubo aglomeraciones, ni días antes se vio a gente esperando el día de la presentación en carpas o durmiendo a la intemperie. Eso es lo bueno de organizar un concierto con butacas y entradas numeradas.

Se permitió el acceso con cámaras fotográficas pequeñas y binoculares. El escenario contaba con dos pantallas (no muy grandes) en ambos lados. Entre el escenario y la última fila no había demasiada distancia. Cada zona contaba con baños portátiles. La mesa de control de luces y sonido no ocupó mayor espacio al centro de la explanada. Estuvo emplazada a ras del suelo y no en una enorme torre como en otros casos.

En cuanto al comportamiento del público, la gente se divirtió y coreó  la mayoría de canciones y guardó respetuoso silencio en aquellas que no le resultaban familiares (unos cuantos temas de la veintena que conformó el set list). Lo malo es que todavía hay quienes están acostumbrados a querer ver todo el espectáculo de pie y/o parados sobre las sillas u ocupando los espacios dejados como corredores.

El inicio estaba programado para las 9 de la noche. A las 8. 57 se apagaron las luces y con puntualidad británica Ringo apareció en el escenario a la hora pactada. Antes lo hicieron los integrantes de la All Starr Band, que en esta gira estuvo conformada por el ex integrante de la Santana Band, Gregg Rolie, en teclados; el guitarrista y cantante Steve Lukather, ex miembro de la banda Toto (que ya nos había visitado el año 2007); Todd Rundgren, ex Utopia, en guitarra, voces y percusión; Richard Page, ex integrante de la banda de los 80’s Mr. Mister, en bajo y voces; el multi-instrumentista Mark Rivera y Gregg Bissonnette en batería.

Esta conformación de la All Star Band es la número doce desde su creación en 1989.

La All Starr Band, de izquierda a derecha: Mark Rivera, Richard Page, Steve Lukather, Ringo Starr, Todd Rundgren, Gregg Bissonnette y Gregg Rolie
Cabe señalar que el espectáculo que ofrece la All Star Band es una suerte de repaso musical cuyo marco va de los años 60’s a los 80’s, y cuya composición varía de acuerdo a las décadas musicales que se proyectan para el espectáculo. Muchos de los integrantes que han pasado por este combo ya han fallecido. Es el caso del pianista y cantante Billy Preston, del baterista Levon Helm y el bajista Rick Danko, ambos de la mítica The Band; del otro bajista John Entwistel, de The Who. No se trata pues de un espectáculo que gira alrededor de los éxitos musicales (que en realidad no son muy abundantes) de Ringo Starr. El éxito y la permanencia en el tiempo de este espectáculo (cuya idea original fue del promotor de espectáculos David Fishof) vienen dados por la selección cuidadosa de sus integrantes, en consecuencia, del repertorio que cada uno de ellos nos ofrecen. Ringo, si bien es la figura o cara de referencia, no es quien desarrolla el máximo esfuerzo para destacar. Él es una suerte de anfitrión que quiere que destaque la idea principal: un viaje mágico a través de los años con música y músicos de primera y que, si no es suficiente para el espectador que también quiere algo de los Beatles, ahí está él para complacerlos.

Muchos de los que estábamos informados de la trayectoria de la All Star Band sopesamos la posibilidad de asistir o no al concierto teniendo en consideración la conformación ofrecida para esta gira. Valgan verdades, las ha habido más espectaculares. Por ejemplo, una en la que alineaban Gary Brooker, tecladista de Procul Harom, Jack Bruce y Ginger Baker bajista y baterista de Cream, respectivamente, y Peter Frampton, no solo reconocido como solista sino también por haber sido integrante de Humble Pie. O también en aquella en la que estaban los citados miembros de The Band con Dr. John una figura legendaria de los 60’s y 70’s; o aquella donde alienaban Joe Welsh y Timothy B. Schmit, guitarrista y bajista de The Eagles, junto al guitarrista Dave Edmunds y Burton Cummings tecladista y vocalista de The Guess Who, etc. 

Cuando decidimos asistir (como muchos, con toda la familia), nos vino esa sensación de cuando éramos niños y papá nos regalaba esas pequeñas cajitas de “sorpresas” que tu no sabías el juguetillo que te iba a tocar y mirabas con ansiedad lo que le tocaba a otro; pero, felizmente,  al final terminabas satisfecho con lo que te tocó... como ese día del concierto. Al público peruano le tocó una excelente conformación que dio la nota y logró -porque insisto que esa es la idea- que nos olvidemos que ahí, además de ellos estaba Ringo Starr, el baterista de los Beatles.


Escenario montado en el Jockey Club del Perú (distrito de Santiago de Surco - Lima)
Muchos que me conocen pudieron haber esperado que me deshaga en halagos a uno de mis ídolos ya que conocen de mi beatlemanía recalcitrante, pero en realidad, de acuerdo a lo ya comentado, no hay razón para hacerlo, tanto es que -al igual que a mi mujer y mis hijas- así como el espectáculo brindado por Ringo Starr y la All Starr Band no me hizo extrañar lo de McCartney, me fui tarareando completamente satisfecho la canción “Oye como va” (de Santana Band) interpretada por Gregg Rolie, apoyado con la soberbia guitarra de Steve Lukather.

Es decir, el público peruano que asistió al concierto recibió de Ringo Starr y la All Starr Band, lo que ellos vinieron a darnos: variada y buena música. Además, al igual que todos los asistentes, fue otra oportunidad para decir: ¡I Saw Him Standing There! ¡He visto a otro beatle!

Notas:


Mi banda y yo en el concierto de Ringo Starr y
All Starr Band
- Ringo Starr se dirigió al público hablando en Inglés, pronunciando unos cuantos "holas". Constantemente, como es su costumbre, movía las manos haciendo la señal hippy de Paz y Amor.

- Como si estuviera obsesionado por ahorrar tiempo, no permitía que el público constantemente le coreara (como a Paul) el célebre "Olé, olé, olé... Ringo... Ringo", haciendo gestos con las manos o diciendo "callense" sonriendo.


- No hubo sorpresas en cuanto al set list que prácticamente fue el mismo en toda la gira por Suramérica. Faltó para mi gusto "You're Sixteen".


- Algo que pudimos comprobar la noche del 11 de noviembre fue que Ringo tiene su himno de estadio: la canción "Yelow Submarine".


Cuando Ringo interpretó el tema, muchos de los presentes soltaron globos amarillos, lo que agradeció Ringo al terminar la canción.

- Cuando Ringo olvidó los acordes iniciales de piano de "Don't Pass Me By" la gente lo alentó aplaudiéndole y tomando con buena onda el momento. Finalmente desistió de ser él quien tocara el piano y se lo encargó a Mark Rivera. Es difícil saber por qué Ringo quiso cantar la canción tocando el piano ya que no es habitual en él.


En el momento que Ringo se aprestaba a cantar la canción dijo que "Don't Pass Me By" era una canción del álbum Abbey Road, cuando en  verdad pertenece al White Album. Esta canción fue la primera que compuso para The Beatles.


Lukather y Rivera
- La interpretación de los temas por parte de los All Starr Band fue impecable. Para muchos, el músico de la  noche fue Steve Lukather ex-integrante de la banda Toto. El viejo Todd Rundgren estuvo algo calmado, cuando habitualmente es quien se pasea y salta por todo el escenario. Me di el gustazo de verlo tocar en vivo "Bang the Drum All Day" en su timbal.

- Fueron tres las décadas recorridas por la All Starr Band el día del concierto: 60's, 70's y los 80's.


- El tema "You Are Mine" fue grabado por Richard Page tocando el cajón peruano originalmente.


- El concierto concluyó con "Give Peace a Chance" de John Lennon, tocado y cantado por la All Starr Band sin Ringo. Esta canción también fue tocada por Paul McCartney cuando estuvo en Lima.

- Este fue el set list del concierto de Ringo Starr y la All Starr Band en Lima - Perú:



1. Matchbox (Ringo Starr)
2. It Don’t Come Easy ( Ringo Starr)
3. Wings (Ringo Starr)
4. I Saw the Light (Todd Rundgren)
5. Evil Ways ( Gregg Rolie)
6. Rosanna (Steve Lukather)
7. Kyrie ( Richard Page)
8. Don’t Pass Me By (Ringo Starr)
9. Bang the Drum All Day (Todd Rundgren)
10. Boys ( Ringo Starr)
11. Yellow Submarine ( Ringo Starr)
12. Black Magic Woman/Gypsy Queen (Gregg Rolie)
13. Honey Don’t de Carl Perkins, interpretado por Ringo Starr)
14. Anthem ( Ringo Starr)
15. You Are Mine (Richard Page)
16. Africa (Steve Lukather)
17. Oye Como Va (Gregg Rolie)
18. I Wanna Be Your Man (Ringo Starr)
19. Love Is the Answer (Todd Rundgren)
20. Broken Wings (Richard Page)
21. Hold the Line (Steve Lukather)
22. Photograp (Ringo Starr)
23. Act Naturally (Ringo Starr)
24. With a Little Help from My Friends (Ringo Starr)
25. Give Peace a Chance (All Starr Band)

video
Ringo Starr Oye Como Va Gregg Rolie en Lima Perú, vídeo publicado el día 12-11-13
en Youtube por Frajita Tube

video
RINGO STARR en Lima 11 de noviembre 2013 YELOW SUBMARINE, vídeo publicado el
día 12-11-13 en Youtube por Classic Rock

video
Ringo Starr en Lima: La noche que otro Beatle tocó en el Perú (VIDEO), vídeo publicado el
12-11-13 en Youtube por David Correa A. - Videos 2013. Este vídeo es del momento
cuando Ringo quiso tocar el piano en el inicio de "Don't Pass Me By" y olvidó los acordes

video
Ringo Starr - With a Little Help from My Friends (Lima, Perú - 2013), vídeo publicado el
12-11-13 en Youtube por ConciertosPeruVideos. Este fue el tema de cierre de esa inolvidable noche

Soundtrack:
Temas incluidos en el set list de la presentación de Ringo Starr y All Starr Band en Lima (11 - 11 - 13):
It don’t come easy: Ringo Starr
Black Magic Woman (Gypsy Queen): Santana (voz: Gregg Rolie)
Love is the answer: Utopia (voz: Todd Rundgren)
Broken Wings: Mr. Mister (voz: Richard Page)
Rossana: Toto (voz: Steve Lukather)
MAX MARRUFFO S.

No hay comentarios:

Publicar un comentario