domingo, 6 de octubre de 2013

THE GOODBYE GIRL. LA CHICA DEL ADIOS Y UNA CRISIS ENERGÉTICA Y FISCAL

Escucha mientras lees


Poster oficial de la película The goodbye girl


—Créame que lo siento, no sabía que hubiera tantas complicaciones.

—De eso ha habido mucho últimamente.

—No la culpo por su actitud hostil, la comprendo. —Tony me alquiló el apartamento y se largó con el dinero; las abandonó a usted y a su hija y…

—Esa es su versión. Mi versión es que Tony y yo dimos por terminada nuestra relación, acordamos que yo me quedaría con el apartamento y él le timaría a usted los seiscientos dólares ¿Entiende?

—Muy agudo y sagaz. Muy inteligente. —Es usted una lista de Nueva York ¿Eh?

—No, soy una tonta de Cincinnati, pero cuando la abandonan a una empieza a tramar algo.

—Claro. ¿Qué hacemos entonces? Tengo un contrato en el bolsillo. ¿Lo respetamos o no?

—Yo tengo una hija en la cama. Es más importante que un contrato.

—No quiero ponerme pesado ¿sabe? Y la ley está de mi parte. Resulta que tengo un amigo abogado y me bastaría con llamarle…

—¡Oh! Un actor…

—¿Qué?

—Otro asqueroso y maldito actor. “Resulta que tengo un amigo abogado…”. Eso me suena a Un tranvía llamado deseo. Stanley Kowalski en provincia representado por un actor de segunda.

—¡No! Chicago y un actor de primera. Tres meses y medio en el Dury Lane.

Preguntas a un actor una cosa y te cuenta su vida.

—La crítica dijo “Elliot Garfield lleva su personaje a alturas que ni siquiera alcanzó Brando”.

—¡Estupendo! Escribe usted muy bien. —¿No es usted muy bajo para el papel de Kowalski?

—Nadie lo notó, lo hice subido en una mesa. ¿Qué es usted, crítico?

—Me encantan los actores mientras no salgan del escenario, el lugar que les corresponde, pero cuando salen a la vida real, se empeñan en complicarlo todo. Ya está bien, no le aguanto más. Nadie va a echarme dos veces del mismo apartamento ¡Salga inmediatamente! Si quiere que le devuelvan su dinero, viaje a Nápoles; prefiere el apartamento, deme dos billetes para California…

Tapa del DVD
Este es la punzante discusión en la que se enfrascan Paula McFadden (Marsha Manson) y Elliot Grarfield (Richard Dreyfuss), personajes de la película “The goodbye girl”, que en América Latina recibió el nombre de “La chica del adiós”, dirigida por Herbert Ross año 1977.

Paula es una mujer de treinta y tres años, divorciada y con una hija pequeña, que ha sido recientemente abandonada por Tony DeForrest, actor con el que ha estado conviviendo por espacio de dos años en el apartamento de éste. Tras haber planificado juntos un viaje al estado de California, Tony la abandona, despidiéndose a través de una nota en la que no le pone al tanto de algunos detalles. Había cedido el arrendamiento del apartamento a un amigo (1). Paula y su hija debían desocuparlo en menos de 24 horas.

Elliot Grafield es un actor novato que una noche fría y lluviosa llega a la ciudad de Nueva York con muchas ilusiones -pues va a representar allí su primera obra teatral, aunque en un teatro muy lejos de Broadway- y con un contrato de arrendamiento que le ha cedido su amigo Tony.

Richard Dreyfuss como Elliot
Garfield
Cuando Elliot intenta ingresar a su apartamento, se da con la sorpresa que este no ha sido desocupado aún por Paula, la ex-novia de Tony, quien se obceca en no querer entregárselo, pues no tiene a dónde ir y tampoco cuenta con un empleo que le permita el dinero suficiente para arrendar otro. Elliot, mojado por la intensa lluvia y cansado por el viaje, insiste en su derecho a que se le permita ocuparlo pues no tiene a dónde ir y no quiere gastar el poco dinero que le queda en la habitación de un hotel, formándose una disputa en medio de la cual se da el diálogo transcrito líneas arriba.

Finalmente, Paula y Elliot deciden compartir el apartamento, aunque en realidad Elliot le permite a Paula y a su hija vivir en él hasta que ella consiga un empleo y pueda mudarse a otro sitio. Elliot es un tipo sincero, impetuoso y algo extravagante, entusiasmado con su carrera, acostumbrado a una vida activa y a tocar su guitarra en los momentos menos oportunos; Paula, es una mujer que no duda en tomar la iniciativa con el hombre que a ella le gusta atrapando su afecto, aunque en el plano económico prefiere administrar el dinero de su eventual pareja, por ello se acostumbró a vivir del sueldo de Tony, tornándose perezosa, llegando incluso a dejar su carrera de bailarina. Así, las costumbres de Elliot alteran la rutina de Paula y su hija Lucy (Quinn Cummings) de diez años de edad, quien pronto simpatiza con Elliot, dejando a su mamá sola con la bronca.

Marsha Manson como Paula McFadden
Lucy asume que la situación sentimental de su madre le incumbe sólo a esta,  pues duerme en su propio cuarto y por lo demás Tony no le simpatizaba. Le increpa a Paula la poca voluntad que tiene de volverse a poner en forma para reasumir su carrera artística y se interesa en la carrera de Elliot, y cuando éste y su mamá se enamoran, también se ilusiona.

El departamento en cuestión, según el argumento de la película, es uno ubicado en la zona oeste de Manhattan, entre la calle 78 y la avenida Amsterdam. Las tomas externas se filmaron en la ciudad de Nueva York, mientras que las tomas interiores se hicieron en la ciudad de Los Angeles - California.


Fachada del inmueble de la Calle 78 que sirvió de locación para la filmación de la película
The goodbye girl

Esquina de la Amsterdam Ave, con la Calle 78, desde donde Elliot Garfield llamaba por teléfono a Paula

Tras fracasar en su primer papel en Nueva York representando a Ricardo III, en la obra del mismo nombre de William Shakespeare, a Elliot no le queda otra que buscar empleo en clubes nocturnos o vivir del seguro de desempleo; mientras que Paula no logra cupo en ningún cuerpo de baile toda vez que se topa con chicas más jóvenes que ella, viéndose en la necesidad de aceptar otro tipo de trabajo o pedirle prestado dinero a Elliot.

Quinn Cummings como Lucy
Resultan interesantes los datos indirectos que la trama proporciona respecto de la coyuntura económica de la época en que se filmó la película. Los apuros dinerarios de los protagonistas y algunas de sus escenas son el fiel reflejo de la situación por la que atravesaban los Estados Unidos, en aquel entonces, producto de la crisis energética de 1973.

A mediados del año 1973, los países árabes productores de petróleo  miembros de la OPEP, decidieron aplicar un embargo, esto es, un cese en el suministro de petróleo a los países de Occidente, entre ellos los Estados Unidos, porque apoyaron a Israel en la guerra que sostuvo con Egipto y Siria, denominada Guerra del Yom Kippur. A la par decidieron también un aumento considerable en el precio por barril y un recorte en la producción, todo lo cual incrementó el precio del crudo a nivel mundial.

Estados Unidos, que desde el final de la Segunda Guerra Mundial había tenido un crecimiento acelerado de su industria, que repercutió en el mejoramiento del nivel de vida de gran parte de su población, era uno de los mayores consumidores de petróleo, puesto que al extenderse sus principales ciudades a través de núcleos urbanos dispersos con casas unifamiliares, el automóvil se constituyó en el principal medio de  transporte.

El petróleo que consumían los Estados Unidos, por políticas de mercado aplicada por las empresas petroleras hasta la década de los 70’s, le costaba barato; luego del embargo y la subida del precio, su importación cayo de 1,2 millones de barriles diarios a  19,000 barriles, desatando la escasez del producto hacia 1974.

El gobierno estadounidense (administración Nixon) aplicó una política de control de precios a fin que la industria y la población no se vieran afectadas con la crisis, lo que llevó, sin embargo, a que quienes comercializaban el hidrocarburo crearan una escasez artificial. La solución inevitable a esta situación fue el racionamiento del combustible (2).

Los estadounidenses podían abastecerse de gasolina solo en determinados días, según el número de matrícula de su auto. La escasez fue tan grave que algunas estaciones de servicios por mucho tiempo solo podían ofrecer servicios indirectos como lavado de autos, inflado de llantas y demás. Se estableció un nuevo horario para los colegios y oficinas públicas con el propósito de ahorrar en el consumo de calefacción. Las fábricas bajaron el nivel de producción con la consecuente despedida de personal.

La crisis y el intento de controlar los precios del combustible, originó en gran parte del mundo, inflación y una reducción de la actividad económica (recesión). En los Estados Unidos, la crisis del petróleo afectó a la población de menores recursos como los desempleados, los jubilados, los grupos sociales marginados (afroamericanos, latinos y otras comunidades de inmigrantes).

La crisis del petróleo, que extendió sus efectos a lo largo de toda la década de 1970, produjo un cambio de conciencia respecto de la utilización racionada de la energía no renovable.

Japón, que fue otro de los países a los cuales el embargo del petróleo estaba destinado, superó de manera menos dolorosa la crisis debido a que, por el tamaño de su territorio, el crecimiento y expansión poblacional era denso y no desperdigado como ocurría en Norteamérica. Se utilizaba más los medios de transporte masivo que movilidad particular. Además, los fabricantes de automóviles nipones, habían apostado por los denominados autos compactos (de menor tamaño y consumo de gasolina), autos que rivalizaban con los enormes prototipos estadounidenses.

Un Subaru de 1969
En The goodbaye girl, Paula McFadden, toma un empleo en un Salon del automóvil, promocionando autos japoneses de la marca Subaru, cuyas características principales eran sus diseños compactos y su menor consumo de gasolina.

Por otro lado, las tomas externas de la ciudad de Nueva York apreciadas en la película, nos muestran a una descuidada Nueva York que por ese entonces también atravesaba su propia crisis. Una crisis fiscal que se desató a mediados de la década de los 60’s y que pasó a ser evidente para cada neoyorkino hacia 1975. Las sucesivas administraciones de la ciudad ocultaron la verdad a los ciudadanos: Nueva York estaba casi en la quiebra. Para la primera mitad de los 70’s, los neoyorkinos ya lo sabían debido al evidente deterioro en que había ingresado la otrora Gran Manzana.

Imágenes de Nueva York en los 70's
Imágenes de Nueva York en los 70's
Imágenes de Nueva York en los 70's
La situación económica nacional, unida a la crisis fiscal de la ciudad, llevó a los sectores económicos de menores recursos a buscar salidas desesperadas, como la invasión de viejas casas y edificios abandonados que no contaban con sistema de agua y desagüe, sin energía eléctrica y calefacción (situación que es ampliamente recreada en la película Midnight Cowboy, año 1969). Las condiciones paupérrimas de estos sectores sociales llevaron al incremento desmesurado de la tasa de delincuencia. Nueva York alcanzaría el índice más alto en el mundo de asesinatos por minuto. El metro se constituyó en uno de los lugares más peligrosos de la ciudad. El Times Square fue invadido por prostitutas y proxenetas, mientras que en el Central Park las áreas verdes casi habían desaparecido tan igual como las esculturas que lo adornaban. De noche era una zona intransitable, salvo que se quisiera arriesgar la vida.

Imagen de Nueva York en los 70's
Desde mediados de los 60’s, eran constantes las huelgas de los recogedores de basura. En 1968, en pleno verano, la ciudad se vio afectada por una huelga de basureros que duró varias semanas. La policía neoyorkina se vería constantemente envuelta en actos de corrupción (situación mostrada en la película Serpico, con Al Pacino, año 1973).

La vida en Nueva York se hizo insoportable y en los años 70’s la ciudad fue abandonada masivamente por gente que prefirió ir a vivir a las zonas suburbanas, lo que redujo el número de sus habitantes, número que no volvió a incrementarse sino hasta mediados de la década de los 80’s.

Ford a la ciudad de NY: Jódanse!
Cuando las autoridades de Nueva York buscaron el apoyo del gobierno federal, que en ese entonces estaba bajo la administración de Gerald Ford (1974-1977), éste les dio la espalda. Un famoso titular del Daily News graficó la actitud de Ford con la frase: Drop dead, que en buen español significa: ¡Jódanse!

El problema de la delincuencia es mostrado en The goodbye girl cuando en una de las escenas, Paula y Elliot regresan de hacer compras en un supermercado y se detienen en una tienda a la que Elliot ingresa, mientras Paula se queda fuera contemplando la vitrina, momento en el que unos tipos con aspecto de afroamericanos y latinos, le arrebatan su cartera para luego huir a bordo de un vehículo (3).

The goodbye girl, originalmente fue pensada con otro nombre: Bogardt durmió aquí; y con un argumento distinto referido a cómo la fama y la vida agitada afectan la vida de una nueva estrella de cine con esposa e hijo. En un primer momento, con esta trama, se pensó en darle el papel de Elliot Garfield a Robert De Niro, que venía de filmar Taxi driver.

Neil Simon
The goodbye girl fue escrita por Neil Simon (Nueva York, 1927), marido de Marsha Manson (entre 1973 y 1981). Simon, es un dramaturgo, guionista y productor de cine y televisión, y uno de los más prolíficos escritores de obras de teatro que se han presentado en Broadway, como uno de los autores cuyas obras suelen presentarse constantemente en diversas partes del mundo. Tiene en su haber premios Tony (obras de teatro), Emmy (de la televisión) y el premio Pulitzer (premio estadounidense a la excelencia en periodismo, literatura y otros, año 1991). También ha sido nominado para los premios Oscar (industria del cine).

Cuando Simon cambió el argumento de The goodbye girl, los productores se dieron cuenta que De Niro no era el indicado para el papel de Elliot Garfield y apostaron por Richard Dreyfuss quien ganaría el Oscar por dicho personaje.

El nombre de la película alude al hecho que Paula McFadden termina siendo abandonada siempre por sus parejas.

Cuando Elliot obtiene un papel en una película de un director importante, por lo que tiene que mudarse a la ciudad de Seattle por espacio de 4 semanas, Paula vuelve a sentir la decepción de ser nuevamente abandonada, aunque Elliot no tiene esa intención, ya que su plan es viajar él sólo para ahorrar y poder mejorar la decoración del apartamento y casarse con Paula, lo que ésta se rehúsa a creer.

La tristeza embarga también a Lucy, quien por primera vez, contagiada por el ánimo de su madre, se siente abandonada.

Elliot le prueba su amor a Paula regresando por la noche y llamándola desde el teléfono de la esquina, pidiéndole que lo acompañe ya que cambió su pasaje de primera por dos de clase económica. Paula, en un arrebato de madurez, le dice que no es necesario pues ha sido suficiente que se lo haya pedido para creerle; pero queda aún más convencida cuando Elliot le encomienda que le ponga cuerdas nuevas a su guitarra que ha dejado en el apartamento, lo que Paula y  Lucy toman como una señal de que realmente volverá.

REFERENCIAS:
(1) Por la cesión contractual una persona ocupa el lugar de otra en su posición y en los términos de un contrato, sin variarlos, asumiendo los mismos derechos y obligaciones del cedente. En la traducción al español que se hace de la película se utiliza la palabra subarrendar, de subarrendamiento, equivocadamente, puesto que eso permite a otra persona a poseer parte del apartamento, que no es la idea de la trama.

(2) En el Perú, gobernado en aquel entonces por una cúpula militar, ante la crisis energética se decidió establecer un sistema de restricción de circulación según el número de placa. Para identificar los vehículos que podían circular ciertos días de la semana, se crearon stickers (antes le decíamos calcomanías) de colores. Recuerdo que eran de color azul, rojo, blanco y amarillo. Cada color implicaba la autorización para circular dos o tres veces a la semana o solo los fines de semana; una de ellas permitía la circulación diaria, sobre todo cuando se trataba de vehículos oficiales o de legaciones diplomáticas. Recuerdo que cerca de mi casa, un miembro del ejército (partido político que gobernó el país por doce años), cambiaba todos los días los stickers, lo que implicaba un acto fraudulento pues el propietario de un coche no podía tener más de un color.

(3) El acontecimiento que terminó de redondear el drama de la ciudad de Nueva York y que por haber sucedido el mismo año en que se estrenó no fue referido en la película, ocurrió la noche del 13 de julio, y fue conocido como el New York Blackout  o apagón de Nueva York. Ese 13 de julio, en horas de la tarde se desató una fuerte tormenta con rayos que terminó dañando las instalaciones de una subestación situada en la ribera del río Hudson. Casi la totalidad de Nueva York quedó en penumbra. Durante el resto de la noche, valiéndose de la oscuridad se desató una ola de saqueos y actos violentos en las zonas del Harlem Latino y Brooklyn.

NOTAS:
Richard Dreyfuss
- Richard Dreyfuss (Nueva York, 1946) que personificó a Elliot  Garfield, fue el actor más joven en haber sido galardonado con un  premio Oscar, el cual le fue otorgado por esta película en la categoría de mejor actor principal (1977). Su primera aparición en la pantalla grande fue a través de un papel secundario y brevísimo en El Graduado (1967). Posteriormente, en el año 1973 actuó en la película Dillinger y como uno de los protagonistas en American Graffiti. En 1975 tendría un papel importante en la película Tiburón. El año 1977 implicaría para Dreyfuss uno de los mejores en su carrera actoral porque ese año también protagonizó Encuentros cercanos del tercer tipo.

- Elliot Gardfield, personaje encarnado por Richard Dreyfuss, recita en varias oportunidades la introducción de la obra Ricardo III de Shakespeare, acto primero, escena primera:

“He aquí el invierno de nuestras desdichas vuelto glorioso estío por el sol de York, y todas las nubes que amagaban nuestra casa yacen sepultadas en lo profundo del océano…”

Ricardo III es una obra en la que Shakespeare relata parte de la historia de Inglaterra. Se piensa que fue escrita entre los años 1591 y 1592. El contexto histórico de la obra se sitúa en 1485, luego de la Guerra de las Dos Rosas, en que la Casa Tudor asume el reinado de Inglaterra hasta 1603.

La apariencia física de Ricardo III es descrita a través del mismo personaje:

“El torvo guerrero suaviza sus arrugas, y ahora, en vez de montar los bardados corceles para asustar el ánimo de horrendos adversarios, cabriolea ágil en la alcoba de una dama al compás del lascivo deleite de un laúd. Mas yo, que no nací para estas travesuras, ni estoy hecho para cortejar a un amoroso espejo; yo, cuya grosera  estampa no conoce la majestad con que el amor se pavonea ante una ninfa libertina y desenvuelta; yo, que estoy privado de bellas proporciones y traicionado en mis rasgos por falaz naturaleza, deforme, inconcluso y enviado antes de tiempo a este mundo viviente, a medio hacer apenas, y eso tan imperfectamente  y falto de garbo que los perros me ladran cuando paso por su lado; pues yo, en este débil tiempo de paz y lloriqueos, no hallo otro gusto para matar el tiempo, que espiar mi sombra dibujada al sol  y hago glosas de mi propia deformidad; y puesto que no puedo mostrarme como amante, para entretener estos días de galantería, he determinado probarme cual villano y odiar los frívolos placeres de estos tiempos...”.

Suele representarse a Ricardo III, como una persona con joroba, que cojeaba del pié derecho y con el brazo izquierdo encogido y su mano paralizada, aunque, como se desprende del texto de la obra, nada se dice del tipo de deformidades y afectaciones físicas que padece. En la película The goodbye girl, el personaje que hace de director de la obra de teatro en la que Elliot interpretará a Ricardo III, está decidido a presentarlo como homosexual y sin defectos físicos.

Otro pasaje de Ricardo III que se aprecia en un par de oportunidades en la película de Simon pertenece a la escena segunda del acto primero, en la que Ricardo, aún como Duque de Gloster perturba el sepelio del rey Enrique VI:

“GLOSTER.- ¡Deteneos los que llevad el cadáver y dejadlo en tierra!...
ANA.- ¿Qué negro nigromante ha evocado a
este demonio para impedir las obras piadosas
de caridad?
GLOSTER.- ¡Villanos, a tierra el cadáver, o,
por San Pablo, que haré otro tal del que
desobedezca!           
CABALLERO 1º.- ¡Milord, apartaos y dejad
pasar el féretro!
GLOSTER.- ¡Perro descortés, detente cuando
yo lo mande! ¡Quita tu alabarda de encima de
mi pecho, o, por San Pablo, caerás a mis pies y
te pisotearé por tu atrevimiento, mendigo!”.

Marsha Manson
- Marsha Manson (St. Louis, Missoouri, 1942), quien interpretó el papel de Paula McFadden, se conoció con Neil Simon cuando éste le dio un papel en su obra teatral The Good Doctor (1973), luego de la cual contrajeron matrimonio. Ese mismo año participa en la película Permiso para amar con james Caan, con la que recibe su primera nominación al Oscar. La segunda nominación a la estatuilla viene con la película The goodbye girl. Durante su matrimonio con Simon¸ encarnaría, tanto en el teatro como en cine diversos personajes creados por su marido hasta su separación en el año 1981. Dentro de su trayectoria en el teatro llegaría a interpretar la obra de Ricardo III de Shakespeare.

- Quinn Cummings (Los Angeles, California 1967) que encarnó el papel de Lucy, hija de Paula McFadden,  cuenta en la actualidad con 46 años de edad y su carrera artística se desarrolló no solo en el cine sino también en la televisión. Por su papel en la película The goodbye girl obtuvo una nominación al Oscar por mejor papel de reparto; y obtuvo el premio Globo de Oro en la misma categoría.
Apareció en la series de televisión El hombre nuclear (1976), Starsky & Hutch (1978), Baretta (1978), El crucero del amor (1986), entre otras.

En la década de los 90’s abandono los escenarios y se dedicó al cuidado de su hija y a su actividad como inventora, escritora y mujer de negocios. El año 2009 publicó un libro que tuvo gran éxito: Notes from the Underwire: Adventures from My Awkward and Lovely Life, cuya traducción sería algo así como: Notas de mi brasier. Aventuras de mi torpe y amorosa vida. En el 2012 publicó su segundo libro The Year of learning dangerously. Este año ha publicado Pet Sounds, historias relacionadas con la cría de animales domésticos. En la actualidad publica un blog muy famoso: The QC Report.

Quinn Cummings
- El tema musical de la película The goodbye girl, tema del mismo nombre (y único del film) fue compuesto por David Gates, canción que ocupó el puesto número 15 en la lista de las 100 mejores del año de la revista Billboard, 1977.

David Gates
David Gates (Oklahoma 1947), es un cantante y compositor, que se hiciera conocido entre nosotros como vocalista de la banda Bread (Los Angeles, California). El año 1967, habiendo fungido de productor de la banda The Pleasure Fair, David Gates conoce a Robb Royer, con quien, en 1968, junto a Jimmy Griffin forman Bread, banda que fichó para Elektra Records. Entre otros miembros se encontraban Mike Botts en la batería y Larry Knetchell en el bajo.

La banda, cuya trayectoria profesional se desarrollo entre 1969 a 1973 (para reagruparse posteriormente en 1977 y 1996), alcanzaría el éxito con su segundo álbum: On the Waters (año 1970), en el que aparece la canción Make It With You (aunque en su primer disco: Bread, que no logró muchas ventas, apareció I’t Don’t Matter To Me, otro clásico de la banda). A partir de ese momento, su demás álbumes alcanzarían ganar discos de oro y estar entre los 100 mejores de cada año (1970 - 1977). Entre 1970 y 1973, Bread colocó 11 sencillos en la lista de éxitos de la Billboard, todos bajo la firma y cantados por David Gates. El éxito que personalmente iba alcanzando David Gates no fue resistido por sus compañeros como Jimmy Griffin, que reclamaba sus derechos en muchas de las canciones de Bread. Finalmente, la banda se disolvió en 1973 (aunque posteriormente se reagruparía en 1976 y 1996).

David Gates continuaría su carrea en solitario grabando álbumes de éxito como First (1973)  y Never Let Her Go (1975).

Cabe señalar que el más exitoso de todos los álbumes de Bread es una recopilación aparecida en 1973: The Best of Bread, que se convirtió en multiplatino.

Este álbum ha sido mencionado en diversas oportunidades en la televisión y en el cine. Uno de los casos se dio en la serie de los 80’s, Los años Maravillosos. Kevin Arnold y Winnie Cooper estaban de aniversario pues como enamorados cumplían su primer mes; Kevin no estaba muy seguro de qué regalarle a Winnie, entonces decidió regalarle el álbum The Best of Bread, aun cuando Kevin odiaba el disco.

Sucedió en Manhattan
Otro caso fue en la película Sucedió en Manhattan (2002) con Jeniffer Lopez. Marisa Ventura (Lopez) tenía un hijo de nombre Ty (personificado por Tyler Posey), de 8 años de edad; ella trabaja como camarera en un hotel donde ha de presentarse un joven y rico postulante al congreso de los Estados Unidos, Chistopher Marshall (encarnado por Ralph Fiennes). Ty, el hijo de Marisa, se encuentran con Marshall en el ascensor y cambian algunas palabras donde Marshall advierte que el niño es fanático de la cultura de los 70’s y que coinciden en algo: a ambos les gusta el álbum The Best of Bread.

Bread, es el antecedente de lo que se denominaría como estilo Soft Rock.




video
Paula hazme un favor, cambia las cuerdas de mi guitarra...

Soundtrack del post:

The Goodbye Girl
David Gates
(1977)

Dismal Day
Bread
(1969)
Make It With You
Bread
(1970)

I’t Don’t Matter To Me
Bread
(1970)
If
Bread
(1971)

Clouds
David Gates
(1973)

She’s the only one
Bread
(1977)

Guitar Man
Bread
(1972)

Texto, referencias y notas:

MAX MARRUFFO S.