martes, 6 de septiembre de 2011

EL MÁS GRANDE CANTANTE DE ESTADIO: FREDDIE MERCURY

Queen Live at Wembley (1986).
A comienzos de los 70’s los grandes grupos o bandas de Rock comprendieron que su carrera ya había tenido suficiente con poner énfasis en la venta de sus discos, era hora ya de apostar por otros retos más ambiciosos, cuyo logro saciaría sus ilimitados egos. Hacer presentaciones en vivo lo suficientemente espectaculares con lo que pudieran atraer mayor número de personas. No se trataba de organizar eventos multitudinarios en lugares abiertos como los que habían acontecido grata o tristemente en los 60’s (Monterey, Woodstock, Altamont), en los que el Show era compartido por una pléyade de estrellas de la música. Debían ser concentraciones en espacios cerrados en los que sólo se les adorase a ellos.

Había llegado la era del ROCK DE ESTADIO.
Uno de los épicos conciertos de Live AID en los 80's.
No cualquiera se podía avocar a tamaña empresa. La presentación de agosto del 65 por unos Beatles en la cumbre de su popularidad en el Shea Stadium de New York, congregando a 55,000 espectadores, es quizá el antecedente más remoto. Quien quisiera inscribirse en ese exclusivo club, debía tener una legión de seguidores lo suficientemente respetable con que llenar los recintos de la gira.
La banda que pudo ser señalada como el portaestandarte de esa clase privilegiada fue Led Zeppelin puesto que proporcionó, cual receta, los requisitos necesarios para ser considerada una banda de estadio: música potente y un cantante que los conectara al público, logrando una comunión perfecta en donde todos fueran parte del rito.
El punto más alto de éste período del Rock llamado ROCK DE ESTADIO, llegó en los 80’s de la mano con la globalización de las comunicaciones.
Freddie Marcury, el Hamelin del siglo XX
Pero el ROCK DE ESTADIO además trajo consigo el HIMNO DE ESTADIO. Un tema lo suficientemente sencillo, básico, profundamente familiar (al margen de su calidad técnica) que sirve de medio para la entrega del público a la banda.

A la banda británica QUEEN cabe no solo el haber creado dos de los más famosos HIMNOS DE ESTADIO, sino también, el haber presentado al MÁS GRANDE CANTANTE DE ESTADIO de todos los tiempos: FREDDIE MERCURY, un auténtico crooner de la era espacial, quien no obstante su personalidad tímida tras bambalinas, ante el público era el sumo sacerdote que dejaba atónitos, pasmados a 120,000 personas juntas en una sola noche, como lo ocurrido en Rock en Río de 1985; o a cerca de 100,000 espectadores en Wembley en 1986.
FREDDIE MERCURY, We Will Rock You y We Are The  Champions  jamás volverán a repetirse, y eso, debe ser así.
Queen. Improvisación - Under preassure (Live at Wembley - 1986)
Queen. We Are The Champions (Live at Wembley - 1986)


video
Queen. We Will Rock You (Live at Wembley - 1986)

Max Marruffo S.

No hay comentarios:

Publicar un comentario